Dios llamo al pueblo de Israel a moverse a una nueva tierra; Él los llamo a un nuevo comienzo, y Dios llama a todo cristiano fiel a hacer lo mismo. Una vez que aceptamos al Señor y le entregamos nuestro corazón genuinamente, entonces dejamos de ser quien una vez fuimos y pasamos a ser quien Dios desea que seamos. Pero como les dije, cambiar toma esfuerzo y valentía.

La palabra de Dios nos dice: “…Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas…”

Después de cruzar el Jordán, el pueblo de Israel tuvo que luchar en contra de ejércitos y poderes militares superiores a ellos, y lo hicieron todo confiando en las promesas de Dios.

Haga clic para iniciar el audio. El audio puede tardar unos segundos en cargar, todo depende de la velocidad de su conexión.

Anuncios