Predicas en Audio

Existen numerosas escrituras que pueden ser fácilmente comprensibles, donde Pablo enseñó a la iglesia cristiana primitiva, y nos enseña hoy que los Diez Mandamientos no fueron abolidos y han de mantenerse [23]. Las enseñanzas de Pablo en ocasiones son difíciles de entender, y pueden ser fácilmente manipuladas y torcidas como advirtió el apóstol Pedro.

Ya hemos visto el ejemplo de la epístola a la iglesia en Colosas, y aprendimos que la iglesia guardaba el Sabbat, ya que Pablo era un estricto seguidor de la ley, y nunca hubiese enseñado nada contrario a guardar los Diez Mandamientos. Sin embrago, los falsos maestros que estaban infiltrándose en la iglesia, criticaban a las personas, con la intención de destruir y/o dividir la iglesia.

Otros versículos que con frecuencia son usados por los que se oponen a la observancia del Sabbat, y que tratan de convencer a las personas que no hay que guardar el Sabbat es Romanos 14:5-6.