Sermones en Audio

Como todos sabemos, existe una guerra entre las cosas que son del espíritu y las cosas que son de la carne [1]. Es una guerra por el alma de la humanidad. Y la realidad es que todos aquellos que sean rescatados del reino material, entrarán a un lugar especial en donde podrán ser felices por la eternidad. Pero quienes permanezcan en la carne y sus frutos, pasarán una eternidad de tormento [2]. 

En esta guerra no se pelea con armas materiales, sino con armas espirituales que Dios nos da [3]. Las batallas son sangrientas, y nuestro enemigo no está jugando. Nuestro enemigo busca destruirnos completamente, y apartarnos de la presencia de Dios. ¿Cómo podemos alcanzar esa victoria que Jesús murió en la cruz para entregarnos?

Anuncios

Para leer esta predicación, haga clic aquí

Para ver esta predicación, haga clic aquí